La revista electrónica de Los Cabos
      La revista electrónica de Los Cabos

Washington. Columbia D.C

Sandra Ricco





Famosa es la casa blanca en Washington. Y es la principal atracción de la capital de los Estados Unidos de Norteamérica, a su vez ubicada en el centro de la costa este de E.U.

Su paisaje es un escenario arbolado, limpio, elegante, de temperatura extrema que tiene que ver con su presidente en Turno Donald Trump.

Washington no sólo es sede de la superestructura gubernamental de ese país; es una ciudad de turismo político.

Sede de las oficinas centrales de FMI (Fondo Monetario Internacional) y OMC (Organización Mundial de Comercio) que como sabemos mueven al mundo entre otros organismos diplomáticos que recibe las buenas y malas noticias como las manifestaciones sindicales y sociales más pujantes.

También es llamada más discretamente Columbia su segundo nombre en honor a Cristóbal Colon (Christopher Columbus) el famoso descubridor de América. Un sitio que siempre ha buscado tener una identidad, contar una historia que le permita ser visitado por los viajeros más exigentes, algo que no ha conseguido...

Construidas sus calles, restaurantes, galerías, barrios étnicos y obreros que convertiria a Washington en una ciudad con ese sazón... y corazón que le falta y dar vida a tan magníficos edificios.

Vida que contagiaría todo el territorio estadounidense de quien se espera recupere la alegría de vivir y la estima mundial que ha perdido.

Sus magníficos monumentos y parques residenciales parecieran esperar apaciblemente la llegada de turistas entusiastas que sean capaces de admirar un lugar hecho a medida para la ocasión: La Casa Blanca. Llamada así en honor a su fundador el Presidente Washington quien trajo especialmente al arquitecto francés Pierre L´enfant para que construyera ¡una ciudad tan hermosa como Paris!

Una tarea imposible, sin embargo con su mayor esfuerzo hizo levantar edificios dignos del distrito donde residiría el presidente de Estados Unidos de América.

Distrito fundado en 1790 para esta finalidad ¡no hay que perderse visitar el FBI! Luego… Mira: Georgetown es para las compras, muy moderno y apetecible si lo que se quiere es gastar aunque lo mejor es recorrer la ciudad en bicicleta, los museos y galerías que rodean el Nacional Mall lugar de encuentros y desencuentros como las manifestaciones o los festivales de jazz al aire libre donde se observan de vez en cuando las diferentes fisonomías del verdadero distrito de Columbia.

Así el mundialmente famoso Capitolio, Lincon Memory o la Casa Blanca que convertidos en monumentos históricos pueden ser recorridos con guía -sin costo alguno, de hecho parecieran haber sido construidos con ese fin: conocer el poderío gringo dicho ¡con cariño!

Según las memorias de Hillary Clinton, aunque la residencia oficial llamada Casa Blanca resulta enorme y fría, algo que ella contrarestó haciendo traer sus propios muebles y rediseñando sus espacios favoritos y personales, el recorrerla representa una anécdota para la historia ya que posee obras de arte invaluables: ¡como las fotos de sus presidentes! Bueno... y obras con autentica firma de artista y ¡vamos! hasta el mayordomo es herencia, de hecho, no se puede cambiar drásticamente la decoración y estructura por código de "buenas maneras" y valor a la bandera.

Seguramente a partir de esta semana se respirara en esa ciudad hecha mansión algo que marcará la historia y porvenir, donde todo se escribe de cero, lo que será seguro una gran manifestación politico turística global de verdad.